Comisionados: Felipe González, Rose-Marie Antoine, Rosa María Ortiz

Peticionarios: Robert F. Kennedy Human Rights; St. Louis University School of Law

Estado: Estados Unidos

En una audiencia el 23 de Octubre, los Peticionarios se presentaron ante la Comisión Inter-Americana de Derechos Humanos y compartieron historias personales de brutalidad policial. La hermana del Peticionario Martínez Sutton fue abaleada y matada en Chicago por un oficial de policía quien estaba fuera de servicio. Sutton describió el trauma psicológico que resultó de esta tragedia; nunca recibió ni servicios de salud mental o ni una disculpa.

La Peticionaria Collette Flanagan fundó Madres Contra la Brutalidad Policial después de que su hijo fuera baleado siete veces por un oficial de policía. El oficial quien matoó a su hijo tiene un historial de falsificar documentos, usar la fuerza excesivamente, y de atropellar a un sospechoso con su vehículo. Ella subrayó el dolor, la impotencia, y la desesperación que resultan de perder a un hijo a manos de la policía, y notó que dolor y lucha es lo que los Estados Unidos les han dejado a las familias de las víctimas. Ella le pidió a la Comisión que le ayudara a hacer responsable a los Estados Unidos por la protección de los derechos humanos.

Cuando era joven, la Peticionaria Sara Mokuria perdió a su padre a manos de dos oficiales de Dallas quienes todavía permanecen en la fuerza policial. Su madre tuvo que pelear para obtener servicios terapéuticos como víctimas de un crimen. Mokuria declaró que no es hora de hacer cambios graduales, y pidió más procesamiento judicial para los policías, un incremento en la compensación para las víctimas, y un entrenamiento comprensivo y continuo.

Como parte de la iniciativa de Madres Contra la Brutalidad Policial, la organización entrevistó a 500 Afro-Americanos en Dallas, Texas para averiguar lo alienados que se sentían por la policía en sus comunidades. Dos tercios de los entrevistados declararon que habían experimentado abuso verbal por parte de oficiales de policía.

El representante de la escuela de leyes de St. Louis University pidió a la Comisión que cambie la percepción con la que la brutalidad policial es vista. Este se preguntó si el sistema del racismo estructural no es de hecho intencional y si funcion tal y como está diseñado a funcionar. El enfatizó la necesidad de desmantelar este sistema en su totalidad en vez de cubrir los síntomas de un problema mayor.

El representante de los Estados Unidos dio una actualización sobre los esfuerzos del país por abordar el tema de la raza en el sistema de justicia penal desde la última vez en que la Comisión abordó el asunto en Marzo del 2015. La representante del Departamento de Estado discutió el compromiso del departamento para avanzar la igualdad racial en la región. Los representantes notaron que los Estados Unidos se han unido a la resolución de la Asamblea General de Las Naciones Unidas para crear una década de celebración a las personas afrodescendientes, la cual implementará actividades para promover el reconocimiento, la justicia, y el desarrollo para las personas afrodescendientes, en adición a una reflexión de los logros alcanzados y de los retos que aún quedan. La representante también reconoció los esfuerzos de los Estados Unidos para eliminar la falta de oportunidades para los hombres jóvenes de color, tales como My Brother’s Keeper (El Cuidador de mi Hermano en español), y otras iniciativas para promover oportunidades para las mujeres de color. Ella hizo hincapié en que combatir el racismo y la discriminación no es solo un problema al nivel doméstico, y que Estados Unidos juega un rol importante en abogar por estos asuntos en el hemisferio. El representante del Departamento de Justicia actualizó a la Comisión sobre el equipo operativo especial encargado del Policiamiento del Siglo 21. La meta de este equipo operativo es proveer mejores prácticas y recomendaciones para construir la confianza entre el público y las fuerzas del orden. Actualmente, el equipo operativo está en el proceso de coleccionar y compartir ideas de implementación.

El Comisionado Gonzales aplaudió a las víctimas por su testimonio. El expresó preocupación sobre la desconexión entre los estándares legales en los Estados Unidos concierne al uso de la fuerza policial y los mismos estándares internacionales. La Comisionada Antoine subrayó la importancia de estas audiencias y reconoció que el racismo estructural existe en el sistema de justicia penal, algo que los escépticos no pueden seguir ignorando.

En respuesta a la preocupación del Comisionado González sobre la desconexión entre los estándares domésticos e internacionales, los Peticionarios explicaron que los estándares estadounidenses sobre la fuerza letal violan los estándares internacionales. Los oficiales en Estados Unidos no tienen que agotar las opciones no letales cuando hacen cumplir la ley antes de usar la fuerza letal. Los Peticionarios indicaron que ellos van a radicar un análisis detallado sobre el Policiamiento del Siglo 21 y sus falencias. Los Estados Unidos no respondieron a las preguntas o comentarios de los Comisionados en la audiencia.

Análisis Legal

Mientras que el asunto de la brutalidad policial en contra de las personas afrodescendientes en los Estados Unidos no es nada nuevo, los recientes eventos en Ferguson, Nueva York, y Baltimore han puesto este asunto en primera plana para la sociedad Americana. En el 2015 solamente, más de 385 individuos han muerto a manos de la policía. De las víctimas no armadas, dos tercios eran afrodescendientes o hispanos. Cámaras de video corporales han sido propuestas como manera de combatir esta problemática, pero la sugerencia ha sido recibida con críticas dado a la falta de regulaciones apropiadas para su uso.

English Version Available Here